martes, 17 de enero de 2017

Lolita

Título: Lolita
Autor: Vladimir Nabokov



"Era Lo, sencillamente Lo, por la mañana, un metro cuarenta y ocho de estatura con pies descalzos. Era Lola con pantalones. Era Dolly en la escuela. Era Dolores cuando firmaba. Pero en mis brazos era siempre Lolita."

Editorial: Anagrama
Número de páginas: 344

Sinopsis:

La historia de la obsesión de Humbert Humbert, un profesor cuarentón , por la doceañera Lolita es una extraordinaria novela de amor en la que intervienen dos componentes explosivos: la atracción "perversa" por las nínfulas y el incesto. Un itinerario a través de la locura y la muerte, que desemboca en una estilizadísima violencia, narrado, a la vez con autoironía y lirismo desenfrenado, por el propio Humbert Humbert.

*Obtenida de la contraportada

Opinión personal:

Me apetecía muchísimo leer algo de Nabokov, pero cuando descubrí la sinopsis de esta novela, estuve a punto de echarme atrás: el argumento me parecía totalmente repugnante. Sin embargo, decidí darle una oportunidad. 

No voy a decir que Nabokov consigue que la historia parezca algo bello, el hecho sigue siendo obsceno. Lo que consigue Nabokov es que la novela sí que sea un fenómeno maravilloso, en el que por supuesto no se defiende el comportamiento del protagonista. 

Tras leer esta obra he llegado a una conclusión. Existen dos tipos de novelas: las del "qué" y las del "cómo". Las novelas del "qué" son las que te atrapan con su historia, las que no puedes dejar de leer y que deseas fervientemente conocer cómo acaban. Las novelas del "cómo" son las que te conquistan y reconquistan a cada palabra, las que consienten al lector  con todo tipo de mimos, las que te hacen querer seguir leyendo ese único libro hasta el fin de los tiempos. Por supuesto, para que una novela del "qué" merezca la pena ha de contar con un porcentaje de "cómo" y viceversa. 

Lolita es una novela del "cómo" con un "qué" interesante, a la vez que desagradable para el lector. Sin embargo, Nabokov, con sus juegos de palabras, la estructura que emplea (en la introducción se explica que es un libro escrito por un preso para ser publicado tras su muerte), la omisión de cualquier término que pueda dañar la sensibilidad, sus continuas metáforas y sus significativos poemas, consigue que esta "tara" quede prácticamente disipada en la mente del lector. 

Desde hoy, me declaro perdidamente enamorada de Vladimir Nabokov. A sus pies, majestad.

Calificación: 10/10

4 comentarios:

  1. Muchas gracias por tu tiempo y reseña..La verdad es que este libro no me llama mucho la atención....pero quien sabe??quizás algún día lo lea🙄

    ResponderEliminar
  2. Espero que, si te decides, te guste tanto como a mí. :D

    ResponderEliminar
  3. ¡Hola!
    Casi todo lo que he leído de este libro, son cosas positivas pero no sé porqué no me decido a leerlo, aunque sé que al final caerá en mis manos y lo leeré^^ Espero disfrutarlo tanto como tu :)
    ¡Nos leemos y felices lecturas!

    ResponderEliminar
  4. Yo también lo espero y te animo a leerlo, un saludo :D

    ResponderEliminar